En la sociedad hay mucha negatividad hacia el juego. Ya hemos escrito sobre las principales razones de la mala actitud hacia el juego. Mucha gente está convencida de que toda la industria del juego se basa en la mentira y el engaño, lo que significa que es imposible obtener beneficios en ella.

 

Por desgracia, hoy en día es muy fácil encontrarse con tramposos, pero es bastante realista distinguirlos de los sitios reales que garantizan pagos justos.

 

Otro problema es la propagación de la adicción al juego, una adicción al juego que conlleva problemas en diferentes ámbitos de la vida. No todos los jugadores se ven afectados, pero los que tienen una psique inestable, aptitud para el juego y el dinero fácil están en riesgo.

 

La adicción al juego es un gran problema que existe en la industria del juego.

 

Un adicto al juego nunca podrá recuperar su dinero. Están sujetos a la emoción más que a la lógica y al sentido común. Últimamente, el crecimiento de los adictos al juego en todo el mundo ha aumentado de forma espectacular. Estos adictos necesitan la ayuda de especialistas, pero las estadísticas muestran que sólo el 10% de ellos son capaces de volver a una vida normal y libre de adicciones.

 

El juego es legal

 

¿Es legal apostar?

 

Existe una idea clara en la conciencia pública de que toda la esfera del juego está prohibida y todos los implicados serán legalmente responsables de sus actos. Sin embargo, ¡no todo es tan aterrador como solíamos pensar! Hay que prestar atención a la ubicación del jugador y a sus intenciones. 

 

El país sí importa.

 

En primer lugar, hay que tener en cuenta que la situación de los juegos de azar difiere de un país a otro. Por ejemplo, los casinos por Internet están completamente prohibidos en Japón, Canadá, Estonia y Estados Unidos. Pero los ciudadanos de estos países pueden utilizar soluciones alternativas, en forma de VPNs y espejos de casinos y salas de póquer.

 

En Estados europeos como Alemania, Francia e Italia, los propietarios de sitios de juego pueden obtener una licencia de juego limitada. Y, por supuesto, hay una serie de países en los que obtener un permiso sin ningún tipo de rigidez es fácil. A saber: Malta, Panamá, Costa Rica, Antigua y Barbuda.

 

Países como Malta, Panamá, Costa Rica, Antigua y Barbuda permiten el juego.

 

Y esto es una gran noticia para los que realmente saben y quieren apostar como pinup-peru.pe/apuestas-deportivas